Fast Fast Forward

Pronóstico para el comercio entre Estados Unidos y México: Crecimiento y Desarrollo Continuos

The Forecast for U.S.-Mexico Trade: Continued Growth and Development

By

  • La relación comercial entre Estados Unidos y México es una de las asociaciones comerciales bilaterales más importantes del mundo.
  • El comercio entre los dos países ascendió a más de USD 532 mil millones en 2015. México es el segundo mercado de exportación de Estados Unidos, detrás de Canadá, y su tercer socio comercial, después de Canadá y China.
  • El comercio con Estados Unidos también es económicamente esencial para México, su desempeño económico tiende a seguir de cerca al de EE. UU. Alrededor del 80 por ciento de las exportaciones de México se destinan a EE. UU, que además es la mayor fuente de inversión extranjera directa (IED) en México. Si bien la IED de México en EE. UU. es mucho menor, sigue siendo importante.

Cada vez más integrado

La frontera común de 3200 kilómetros crea naturalmente la posibilidad de relaciones comerciales estrechas entre los dos países. Esto fue aprobado y formalizado con la introducción del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en 1994, y el acuerdo claramente ha tenido el efecto deseado de estimular el desarrollo económico promoviendo el comercio bilateral entre los dos países. El TLCAN obligó a México a eliminar los aranceles aduaneros sobre los bienes y las restricciones a la IED. Aunque los efectos del TLCAN sobre los trabajadores estadounidenses son objeto de grandes desacuerdos entre los economistas, el impacto positivo del acuerdo sobre el comercio es indiscutible. Desde que el acuerdo entró en vigor, el comercio bilateral ha aumentado casi siete veces, de USD 80 mil millones a USD 532 mil millones. Además, según el Banco Mundial, el PIB per cápita ha aumentado un 248 por ciento desde 1995 en México y un 194 por ciento en EE. UU. en el mismo período de tiempo.

Hoy en día, las exportaciones de México a Estados Unidos incluyen principalmente automóviles y autopartes, maquinaria eléctrica y productos derivados del petróleo. En la otra dirección, las importaciones a México desde Estados Unidos incluyen principalmente maquinaria, autopartes y combustibles. El sector automotriz es quizás el más desarrollado, con cadenas de suministro altamente integradas que dependen de unidades de fabricación en ambos lados de la frontera para las partes y el montaje del vehículo. Además, las importaciones de frutas y verduras frescas a Estados Unidos procedentes de México son pequeñas en términos de dólares, pero importantes debido a su visibilidad para los consumidores.

Cada vez más abierto
Motivada por el TLCAN, la política en México ha evolucionado para fomentar relaciones más profundas con Estados Unidos. En particular, las reformas estructurales aprobadas por la administración del presidente Enrique Peña Nieto, y especialmente las reformas energéticas, tienen por objeto estimular la IED en los principales sectores industriales. Las reformas anuncian una transformación radical de la industria energética, permitiendo la participación privada en una industria que había sido controlada por el gobierno durante más de 70 años. Con los nuevos cambios, las empresas nacionales y extranjeras podrán no solo participar en proyectos de exploración y producción de energía, sino también construir gasoductos conectando los dos países. Como resultado, se espera que la red de gasoductos de México se duplique para 2018, permitiendo a las industrias manufactureras y de generación de energía importar gas más barato producido en Estados Unidos, lo que reducirá significativamente los costos e impulsará las relaciones bilaterales.

Mientras tanto, la reforma de las telecomunicaciones aprobada ofrecerá nuevas oportunidades para la colaboración e inversión transfronterizas. Los objetivos de la reforma son reducir la concentración del mercado en México, reducir los costos y aumentar la competencia en el sector de las telecomunicaciones. Los resultados positivos comenzaron a surgir poco después de que el cambio fuera aprobado, con la entrada de nuevos participantes internacionales. Esto ha reducido los costos de telecomunicaciones en México y ha creado la posibilidad en el futuro de nuevos servicios que conecten a toda Norteamérica de manera más amplia y eficaz.

 

"

El comercio entre México y Estados Unidos seguirá siendo sustancial y económicamente importante, independientemente de los vientos politicos."

 

Flotando en el aire
No cabe duda de que la globalización y los acuerdos comerciales han ocupado un lugar prominente en las elecciones recientes y continuarán siendo un factor. Tampoco hay duda de que, si bien los impactos globales a largo plazo provenientes de la globalización son ampliamente positivos, los impactos locales a corto plazo varían considerablemente. El creciente reconocimiento de estos impactos dispares está provocando un debate muy necesario e importante entre los políticos sobre cómo mejorar algunos de los impactos negativos a nivel local mientras continúan creciendo las economías locales y nacionales a través, en parte, del aumento del comercio y la inversión transfronteriza.

​Si bien es difícil predecir cómo influirán los vientos políticos en el curso del comercio mundial y el desarrollo económico, también es difícil imaginar que las cadenas de suministro globales complejas e integradas serán desmanteladas. Varios sectores de la industria han reconfigurado sus modelos operativos en respuesta a los acuerdos de libre comercio, junto con los avances en las comunicaciones y el sistema de transporte global. Además, estos avances han proporcionado un camino para mejorar los niveles de vida en muchos países.

​En México, todos los partidos políticos entienden la relevancia económica de la relación comercial con Estados Unidos y los beneficios que ofrece a través de la creación de empleos e inversiones. No obstante, los partidos políticos de izquierda representan un riesgo para algunos aspectos de las perspectivas de integración. La izquierda se ha opuesto sistemáticamente a la reforma energética y si un candidato de izquierda ganara la carrera presidencial de 2018, la apertura del sector energético a la participación privada podría enfrentar algunos desafíos, afectando a las perspectivas de una integración más rápida y profunda con los EE. UU.

Navegando por la turbulencia
El panorama es generalmente positivo para las empresas que se están beneficiando del mayor comercio transfronterizo entre México y Estados Unidos, y que buscan un aumento de dichos beneficios. Sin embargo, una trayectoria ascendente continua no está de ninguna manera asegurada y el panorama de riesgos está potencialmente cubierto con algunos campos minados.

​Tener un socio adecuado y oportuno de gestión de riesgos y seguros es fundamental para el comercio transfronterizo. Un socio con la capacidad de entender las regulaciones actuales y prever los cambios que pueden afectar a las operaciones, así como los riesgos políticos y de seguridad de operar en diferentes territorios.

​Con su centro de Programas Globales con sede en México, XL Catlin provee a empresas e inversionistas que buscan seguir creciendo en México y Latinoamérica con capacidades globales y experiencia local. Nuestros productos internacionales especializados, incluyendo seguros de riesgo político y crédito comercial, así como coberturas de carga y transporte, además de nuestra experiencia en seguros cautivos, proporcionan a los socios la solidez financiera, la capacidad y el compromiso para fortalecer su resistencia y apoyar su éxito.


​Fuentes:

http://www.state.gov/r/pa/ei/bgn/35749.htm

Copyright 1996-2017  XL Group Ltd All Rights Reserved

.